domingo, 1 de marzo de 2015

Caso Clínico. ¿Se puede vivir sin deseo en una pareja?



  Desde hace seis meses acude una pareja a tratamiento porque según refieren, están todo el dia discutiendo, han dejado de tener relaciones sexuales desde hace un año y continuamente se reprochan actitudes y comportamiento que tienen que ver con el pasado. Ella dice que antes cedía a todo lo que él proponía y así han logrado estar juntos treinta años, pero desde un año hacia acá su actitud ha cambiado y dice que ya no le dice a todo que sí. El marido comenta que no comprende ese rechazo que siente la mujer hacia él, porque todo son reproches: que si no me cuidas, no haces nada en la casa por ayudarme, me molesta cuando bajas a beber al bar, no quiero dormir a su lado y que me toque… Ninguno de los dos quiere separarse porque dicen de quererse pero esta pelea continua que ambos reconocen que comienza ella y que él la continua, les está desgastando mucho. El hombre comenta que la actitud de ella le produce cada vez mas rechazo y ya ha dejado de desearla. Ella directamente dice que no lo desea y que le da “asco” la idea de acostarse con él. ¿Qué le sucede a esta pareja? El caso, mas frecuente de lo que podemos pensar, tiene relación con la pérdida del deseo pero no del amor. Esta pareja se quieren pero el deseo ya no es el mismo. La pregunta que se le hace es si ¿están dispuesto a aceptar vivir con amor pero sin deseo.?. ¿Puede una pareja vivir queriéndose pero no deseándose? Este planteamiento es el que actualmente esta pareja está debatiendo. El problema surge cuando ambos mejoran, ya que las dos veces que se han relajado, el marido  tuvo intentos de acercamiento sexual a ella que ha rechazado. De aquí pudimos deducir que las peleas continuas son para evitar cualquier intento de mejora que pueda producir una acercamiento sexual. Ahora mismo, ambos saben cual es el problema y están comenzando a trabajar la posibilidad de aceptar que hay amor en la pareja pero no deseo sexual por parte de ella. Porque el hombre se plantea qué hacer con sus deseos sexuales y por parte de ella, la idea de no volver a tener relaciones sexuales con él no parece afectarle. ( Continuará )

No hay comentarios:

Publicar un comentario